El mundo de xarlie

blog de artículos de opinión

Archivar en la categoría “crisis”

¿Qué es Syriza?

Alexis Tsipras  Es una coalición de partidos de izquierdas, liderada por un político joven y carismático cuya principal matriz fue el desaparecido Partido Comunista del Interior, separado del ortodoxo Partido Comunista de Grecia (EKK). Por tanto, la base está en el eurocomunismo, escisión del comunismo ortodoxo pro-soviético; más izquierdista y de diferente origen que la socialdemocracia, de capa caída en toda Europa.

Syriza nace en 2004 y espoleado por la crisis, ha ido aumentando su representación en el Parlamento griego hasta rozar la mayoría absoluta (le faltan dos diputados) en las pasadas elecciones del 25 de enero de 2015. Ha crecido en paralelo al partido neonazi Amanecer Dorado (3ª tercer partido en las citadas elecciones), movimiento antagonista pero también surgido como respuesta a la crisis.

Pero, ¿cómo empieza la crisis griega? La crisis económica griega comenzó debido a la crisis económica en Estados Unidos de 2007. El precio para financiar la deuda se disparó por lo que en 2010 el gobierno griego solicitó un paquete de ayuda financiera al FMI para evitar la suspensión de pagos. Ahí se descubrieron errores en el verdadero déficit presupuestario de las cuentas griegas. Las condiciones del préstamo implicaron un plan de austeridad con importantes recortes en política social respondidos con manifestaciones y varias huelgas generales. Las medidas de austeridad provocaron un aumento de la deuda y como consecuencia se debió solicitar un segundo rescate en 2011 bajo la amenaza de que Grecia podía llegar a ser expulsada del euro. La crisis económica acabó provocando una crisis social al provocar un aumento del paro, el desmantelamiento de la sanidad pública, despido masivo de funcionarios públicos y en conjunto, el empobrecimiento de la población. Las causas de la crisis (mal gobierno, acreedores externos y presiones de la troika) han provocado una gran desconfianza en los partidos tradicionales (la conservadora Nueva Democracia y el socialdemócrata Pasok) y en la UE; llevando al surgimiento y crecimiento de partidos como Syriza o Amanecer Dorado con respuestas dispares a la crisis. Si Syriza aboga por la negociación de la deuda, aumento del salario mínimo y mayores prestaciones sociales; Amanecer Dorado echa la culpa a los inmigrantes y defiende la política de “Grecia para los griegos”.

El aumento de la desconfianza en los partidos tradicionales ha provocado que elección tras elección, estas opciones nuevas adquieran cada vez más importancia hasta el punto que en las elecciones de enero de 2015, Syriza ha rozado la mayoría absoluta y Amanecer Dorado ha conseguido situarse en el tercer partido del Parlamento. El crecimiento de Syriza no ha sido fácil pues ha sido combatido externamente (Alemania, UE) con amenazas si Grecia dejaba de pagar la deuda pero finalmente, los griegos han superado el miedo y han optado por el cambio.

En España, el crecimiento de Syriza ha sido comparado con el de Podemos. Ambas son fuerzas que desde la izquierda radical y con un discurso innovador “anti-casta” llaman a cambiar el sistema imperante. En realidad, se ha comparado al partido griego con Podemos cuando también comparte discurso y visión económico-social con IU, con la particularidad de que la formación eco-socialista no ha sabido vender tan bien su discurso como Podemos.

Ahora la duda está en saber si el gobierno liderado por Alexis Tsipras podrá cumplir con sus promesas. Es complicado porque el poder de la troika financiera es muy influyente sin embargo, las políticas de austeridad han de ser eliminadas en favor de un fortalecimiento del estado del bienestar que permita generar empleo y a su vez riqueza.

Habrá quien piense que lo que acontece en Grecia no le importa. No es así, en un mundo cada vez más globalizado y donde los tentáculos de la troika y la dirección de la UE llegan a todas partes; cualquier medida que se tome en Berlín o Bruselas nos afecta a todos los ciudadanos de la Unión desde Estocolmo a Estoril. En la UE se imprimen políticas económicas comunes que marcan el día a día de los ciudadanos. Después, ya está como las implanten los diferentes gobiernos en los Estados. Aunque el margen de acción de los gobiernos es cada vez menor, siempre queda espacio para los gobiernos de turno. Lo fácil es decir que el enemigo es externo y sin identificar (la troika); definido como un ente lejano y sin caras definidas. Los gobiernos se escudan en que todo ya viene hecho desde Europa, ese sitio tan lejano que nadie acaba de situar; es una manera sencilla de quitarse las pulgas de encima y no asumir responsabilidades.

 

22 de marzo Marchas de la dignidad

Hay muchas personas en España que lo están pasando muy mal. La crisis se ceba con ellos. Las políticas económicas iniciadas por el gobierno socialista de Zapatero y exacerbadas por el gobierno popular de Rajoy, les castigan duramente. Su día a día se define en un malvivir sin trabajo, comida ni techo donde vivir.
Mientras tanto, el gobierno del Partido Popular habla de que estamos saliendo de la crisis y que se está creando empleo. Son mentiras y más mentiras. Ni salimos de la crisis ni se crea empleo. Sigue habiendo 6 millones de parados, que se dice pronto. Los recortes se han cebado especialmente con la dependencia, cultura, sanidad y educación, es decir, los pilares a partir de los que debería edificarse una sociedad del estado del bienestar. Y digo debería porque me da la sensación que los intereses de gobernantes y gobernados no coinciden mucho. Mientras los gobernantes rescatan bancos y rinden tributo a la Troika, los gobernados (el conjunto de los ciudadanos) se preocupan por el pan, el trabajo y la vivienda. ¡Qué intereses más contrapuestos!

Ayer, 2 millones de personas llegadas desde todo el Estado, confluyeron en una gran marcha en Madrid por la dignidad. Las ‘Marchas de la Dignidad’, que hace aproximadamente un mes iniciaron su camino a pie hacia Madrid desde diferentes puntos de España para reclamar “pan, trabajo y techo para todos y todas”, han confluido en la capital en una manifestación conjunta que ha recorrido el tramo desde Atocha hasta la Plaza de Colón.

Convocados por movimientos sociales y sindicatos de clase, estas 2 millones de personas han ido a Madrid a defender lo más básico, la dignidad. Piden el cese de los recortes, una gestión de los gobernantes que se preocupe de los verdaderos problemas de los ciudadanos y no de “los problemas” de los mercados financieros.
Hay que recordar que el movimiento es heredero del 15-M, de la marea blanca (con su reciente victoria en Madrid) y de organizaciones como la PAH.

A las columnas venidas de todo el Estado, se han unido los madrileños marchando todos juntos hasta la Plaza de Colón donde se ha leído el manifiesto.
Por el contrario, el gobierno ha reaccionado a Las ‘Marchas de la Dignidad’ con cargas policiales como si en vez de una manifestación pacífica, se hubiera tratado de una provocación deliberada a la delegada del gobierno en Madrid. Además, la prensa conservadora ha defendido al gobierno obviando la importancia numérica de las marchas y despreciando la importancia de sus reivindicaciones y por el contrario, se han dedicado a enumerar el numeroso dispositivo policial y las cargas policiales realizadas. ¡Qué manera de menospreciar y ningunear nuestros derechos!

A pesar de lo que diga la prensa conservadora y el gobierno, estas Marchas y muchas otras que diariamente ocupan nuestras calles y ciudades, significan que una gran parte de la población se está despertando y está saliendo a la calle. Ayer se vio que hay una izquierda social preocupada por el ciudadano de a pie que se está movilizando. Es una izquierda social que poco a poco está creciendo reivindicando un Estado del bienestar para todos y para todas.

Adjunto el manifiesto leído al final de la marcha.
Para más información, podéis seguir los twitter relativos a la marcha: twitter: #Resistencia22M #EstoEs22M y #MarchasDignidad22M y la propia web de la organización: http://marchasdeladignidad.org/

Navegador de artículos

A %d blogueros les gusta esto: