El mundo de xarlie

blog de artículos de opinión

Archivo para la etiqueta “comunismo”

¿Unidos Podemos es socialdemócrata?

Si en las elecciones generales de diciembre de 2015 se acusó a Podemos de radicales, extremistas y antisistema, en la actual campaña a las elecciones de junio y tras unirse a Izquierda Unida en forma de la coalición electoral Unidos Podemos se les ha pasado a acusar de comunistas. Si, ahora “comunistas” es el gran insulto perpetrado por la derecha política y la derecha mediática. Cual si fueran herederos de los errores cometidos por todos los anteriores comunistas de la historia (también ha habido aciertos), se les demoniza en base a defender el neoliberalismo imperante. No recuerdo haber leído en su programa propuestas como la colectivización de los medios de producción ni la dictadura del proletariado, ni siquiera la toma del poder mediante una revolución cuando realmente  defienden mayor democracia, unos impuestos en proporcionalidad a la riqueza, acabar con los recortes en sanidad y educación y defensa del estado del bienestar, habituales cimientos del tradicional programa socialdemócrata.

Es evidente que la socialdemocracia está en retroceso en Europa pues no ha sabido afrontar los desafíos de la crisis económica, social y política que nos asola desde 2006 ni los embates del predominante neoliberalismo económico. La gran mayoría de los partidos socialistas o socialdemócratas europeos tradicionales (PSOE, Partido Laborista, PS Francés, etc.) reaccionaron a la crisis aplicando políticas económicas netamente neoliberales como los recortes y han llegado a defender una bajada de impuestos, cuando los impuestos son una de las vías para mantener un elevado gasto público y sostener las políticas sociales. Han olvidado que un sistema público fuerte es la base para sostener a los desfavorecidos. En vez de auxiliar a expropiados y crear empleo, se ha optado por rescatar bancos. Por otro lado, también hay que achacarles una gran convivencia con el establishment, de tanto tocar poder, se han olvidado de luchar por sus bases (clase media y trabajadores). Su programa social si es de izquierdas pero su política económica ya no lo es. Y finalmente, ha habido corrupción, similar que en los partidos conservadores.

En último lugar, hay que tener en cuenta un apunte acerca de las clases sociales. El obrero, a pesar de ser mileurista (o menos) ya no se reconoce como tal y ha perdido la conciencia de clase.

Y en este panorama es cuando aparece la nueva izquierda, Podemos, con raíces en el 15-M y los movimientos ciudadanos y cuyo programa socialdemócrata es muy similar al que ha venido defendiendo en minoría Izquierda Unida. De ahí su fácil sintonía. Es en este punto que quiero recomendar la lectura del artículo del catedrático Vicenç Navarro que publica hoy el diario Público: Las mentiras y falsedades del establishment político-mediático español sobre Unidos Podemos

Espero de nuevos y viejos partidos mayor capacidad de diálogo de la que han demostrado hasta ahora. Menos postureo e insultos y más política, que no es otra cosa que negociar y conseguir los mayores beneficios para el bien común.

 

Anuncios

Estados Unidos y Cuba se reconcilian

se dan la mano

 

Después de 52 años restablecen las relaciones diplomáticas. Se ha acabado demostrando que el boicot americano a la isla caribeña solo servía de argumento ideológico para que ambos países se reafirmaran en sus posiciones. Durante este tiempo, el mundo ha cambiado mucho pero para estos vecinos mal avenidos, las cosas seguían igual. Pocas veces, 160 km (los que separan Cuba de Florida) han separado tanto. El capitalismo y el comunismo frente a frente. La principal potencia económica y militar mundial y una pequeña isla caribeña que ocupa el puesto nº 78 del P.I.B. (datos de 2009).

La enemistad empezó con la revolución cubana que derrocó al dictador pro-americano Batista en 1959. La revolución impulsada por Fidel Castro, Camilo Cienfuegos y el mítico Che Guevara entre otros, instauró en la isla un régimen comunista que fue inmediatamente combatido por Estados Unidos, dentro del contexto de la Guerra Fría, por temor a un “contagio” revolucionario al resto del continente americano. Así fue como Cuba, un pequeño país dentro del concierto internacional, se convirtió en un símbolo por varios motivos:

  • Revolucionario: ha sido modelo exportando la revolución a América Latina
  • Comunismo: desde el inicio y todavía desde el desmembramiento de la URSS, ha representado el comunismo internacionalmente
  • Anti-imperialismo: Cuba representa la contestación al imperialismo de Estados Unidos. Es el David que pelea contra Goliath.
  • Dictadura: es todo lo anterior pero también una dictadura aunque sea una dictadura comunista.
  • Exilio: tras el exilio histórico del pueblo judío disperso por todos los continentes, no hay un exilio más conocido e influyente que el cubano. Desde bien principio establecieron su sede en Miami siendo un lobby muy influyente en la política americana.

¿Y por qué justo pasa ahora? Por un lado, está un Obama necesitado de un gran golpe de efecto en forma de logro exterior que impulse su mandato presidencial. Si bien los anteriores presidentes americanos han intentado lograr al final de sus mandatos una casi imposible paz palestino-israelí para pasar a la historia, Obama se ha inclinado por Cuba, otro conflicto enquistado.

Por el otro lado, Cuba sigue confiando en la revolución permanente desde que “los barbudos de Sierra Maestra” se hicieron con el poder aunque, se ha dado cuenta de que necesita una apertura de mercado. Ante la nueva Rusia imperialista y la conversión de China al capitalismo (aunque formalmente sea un régimen comunista), Cuba se ha quedado sola y sin apoyos. Tan solo tiene a Venezuela, cuya revolución bolivariana durará lo que dure el petróleo. A causa del progresivo empobrecimiento de la población cubana y la falta de apoyos externos, Raúl Castro ha tenido que hacer una serie de reformas económicas para reducir la rigidez del sistema económico implantado en la isla desde la revolución.

No es pues un motivo ideológico ni social el que impulsa este acercamiento entre Estados Unidos y Cuba sino que más bien son motivos económicos. El régimen cubano pretende abrir un poco el grifo para mantener el poder y a Estados Unidos le interesa abrir un nuevo mercado. También hay que destacar el importante papel desarrollado por el Papa, un pontífice que está haciendo historia por sus gestos en favor de la conciliación, la humildad y el combate a la corrupción y la pederastia. Teniendo en cuenta su origen latinoamericano más los conceptos de revolución (cubana) y de religión (la católica) me viene a la memoria el recuerdo de la teología de la liberación, el intento latinoamericano de unir revolución y religión en los años sesenta, cuando el cura se unió al campesino para pedir que la tierra fuera para el que la trabajara. Este es un tema del que ya hablaré con más profundidad en otro artículo.

¿Y cuál debe ser el papel de España ante este nuevo escenario? Pues debe promover la democracia y coger posiciones en un mercado importante antes de que lo acapare el vecino del norte. En virtud de los vínculos culturales e históricos que nos unen, hay que conseguir que la apertura de Cuba beneficie a todos los cubanos y no solo a unos pocos.

 

Santiago Carrillo nos deja


Nos deja Santiago Carrillo, comunista en la guerra civil, dictadura, exilio, transición y democracia. A esto se le llama fidelidad a unos ideales.
Tras las numerosas referencias al trágico episodio de Paracuellos, creo necesario incluir el artículo de El País de 21/09/2012 en que varios historiadores desgranan la verdad del suceso:
1336994556_676295.html

Navegador de artículos

A %d blogueros les gusta esto: